Qué es el branding y por qué es importante

Qué es el branding y por qué es importante

Detrás de cada negocio hay una marca. Y detrás de cada marca, hay personas. Porque hablar de marca, no es hablar únicamente del logotipo, de publicidad o de packaging. Es hablar de relaciones, de conexiones emocionales entre personas. Esto ya lo decía el famoso diseñador Walter Landor:

Los productos se construyen en las fábricas, pero las marcas se crean en el corazón

Es la que hace posible que hoy se vincule a Jeff Bezos con Amazon o a Steve Jobs con Apple. En este sentido, como emprendedor, tu también tienes una marca. Tu mejor marca es tu marca personal, tu personal/corporate branding que predominará sobre los éxitos o fracasos de tu emprendimiento. 

¡Es tu alma pura y dura! La que hará que tu proyecto o tu negocio llame la atención, sea reconocido por las personas, destaque y no sea por mera casualidad. 

A qué nos referimos con el branding, qué es y por qué es importante 

Qué es el branding
Photo by Jess Bailey

Branding es el proceso en el que se define y se construye una marca a través de la gestión de todos los elementos tangibles e intangibles que la rodean. Como la imagen y colores corporativos, la identidad empresarial, normas de estilo en comunicación, entre otros. El objetivo es transmitir un valor distintivo, relevante y sostenible en el tiempo. 

Es lo que hace que CoCa Cola se asocie al color rojo, a Nike a su logotipo tan característico y a CoCo su #actitudcoco.

El objetivo del branding es posicionar la marca en el mercado como un referente y hacer que permanezca en la mente y en el recuerdo de las personas. 

La importancia de la imagen de marca para los emprendedores

Ya seas un emprendedor o una gran empresa, la primera impresión es la que cuenta. Todas las acciones que realices hablan de ti, de tu proyecto y conforman la imagen de marca y por ende, la imagen de tu negocio y de ti como profesional.

Es imprescindible que transmitas unos valores y una apariencia cuidada para despertar emociones positivas en tus clientes a través de tu comunicación e imagen corporativa. Un todo homogéneo que defina quién eres, qué hace tu empresa, cuáles son sus objetivos, qué papel trata de desempeñar en el mercado y a quién se dirige.

Es hacer que la marca evolucione a la par que la empresa. De lo contrario, el resultado puede generar una sensación de falta de profesionalidad, desorganización y desinterés.

Claves esenciales del branding, ¡consejos!

Qué es el branding
Photo by Mnz 

Antes de crear una imagen de marca fuerte y relevante, debes tener claro cuál es tu propósito y promesa de marca.

  • El propósito de marca: es la razón de existir de ésta y por qué motivos fue creada. Haz un viaje al pasado. Recuerda el momento en que decidiste crear tu empresa. Este propósito puede ser en forma de frase que acompañe tu logotipo y hasta convertirse en un lema o eslogan

Si te encuentras con problemas para entender cuál es el propósito de tu marca, habla con tus clientes o colaboradores y pídeles que te cuenten por qué conectan con tu proyecto y creen en él. También puedes ponerte en contacto con nosotros, en CoCo, agencia de comunicación estamos para ayudarte

  • La promesa de la marca: es tu manifiesto, es el resumen de lo que te comprometes a hacer en la práctica para que tu propósito se convierta en realidad.

Estas son las claves esenciales que componen el branding:

  • Atributos de marca: son todas las características que definen tu marca, es decir, aquellos valores que la humanizan y que dependen desde la forma en que te comunicas con tus clientes y potenciales clientes, hasta la manera en que trabajan tus empleados o colaboradores. 

Ayudan a comprender qué se puede esperar de tu proyecto, las expectativas de tu comunicación y comportamiento.

  • Posicionamiento: posicionar una marca es comprender tu mercado, lo que tus posibles consumidores necesitan y quieren. Es mirar dentro de tu empresa, entender como tus productos o servicios se pueden hacer presentes e importantes en ese escenario. 

Para ello, tienes que pensar en tus objetivos comerciales y en el valor real que ofreces a las personas.  

  • Identidad de marca sólida y consistente: Tener una identidad de marca es lo que hace que las grandes empresas sean reconocidas. Es crear un mundo único que se relacione directamente con tu marca. Y el primer paso es elegir un nombre y crear un logotipo acorde para tu emprendimiento. 

Tras esto, tienes que centrar tus esfuerzos en el resto de los elementos que dan coherencia a tu comunicación visual y crean tu identidad como los colores, símbolos e ilustraciones y tipografía.

  • Colores: los colores ayudan a que tu identidad de marca sea más visual, más atractiva a simple vista. Algunos colores son característicos de algunas marcas: rojo y amarillo de McDonald’s, multicolores de Google, verde oscuro y blanco de Starbucks… El nuestro, por ejemplo, es el amarillo y nos acompaña en toda nuestra comunicación corporativa. Nos representa, forma parte de nuestra personalidad.
  • Símbolos e ilustraciones: el logotipo es, sin duda, el símbolo por el que las marcas son reconocidas, pero existen otros elementos visuales que respaldan la identidad, como por ejemplo, figuras geométricas, entre otros. Lo importante es que utilices elementos que te ayuden a tener una marca más racional, en línea con tu comunicación y lo que quieres transmitir.
  • Tipografía: al establecer la tipografía de tu marca, tendrás que elegir entre letras con o sin serifa, en mayúscula o minúscula y la fuente. Por lo general, las marcas utilizan dos tipos de fuentes: primarias (las más conocidas, se utilizan en el logotipo y ayudan a reconocer y diferenciar tu marca de otras) y secundarias (de apoyo, se utilizan en redes sociales y campañas de marketing).

Siempre hay una frase que lo dice todo  

  • Eslóganes de impacto: “Just Do It” o “I’m lovin’ it” son dos ejemplos de eslóganes. El eslogan complementa y apoya la comunicación de marca cuando con el logotipo no es suficiente. Además, en ocasiones se utilizan para impactar a la audiencia en campañas puntuales. ¡Su poder es innegable y si no que se lo pregunten a Nike o McDonald’s!   
  • Tono y voz de la marca: En tu comunicación debes utilizar un tono y voz que concuerde con los valores de tu marca. ¿Cómo puedes transmitir tu mensaje para ser escuchado, leído y comprendido por tu audiencia? Revisa los atributos de tu marca y piensa en tu Buyer Persona. Si uno de los atributos de tu marca es, por ejemplo, educar, debes utilizar un tono de voz didáctico, accesible.

Tu comunicación en redes sociales, en blog, tu sitio web o tu tienda física u online debe gritar a los cuatro vientos tu identidad de marca. Esto es fundamental para diferenciarte de la competencia. Hacerte ver. 

¿Necesitas ayuda? 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *